Ayuda a tus hijos a aprender un nuevo idioma

El dominio de un idioma diferente a nuestra lengua materna se ha hecho cada vez más necesario en el mundo actual, no sólo es útil para viajar y conocer otras culturas, sino que a nivel laboral conforma una de las habilidades más importantes para el éxito y desarrollo profesional.

Como padres debemos buscar herramientas para ayudar y motivar a nuestros hijos a aprender una lengua nueva. ¿Cuál es la edad ideal para que comiencen este aprendizaje? ¿Cómo podemos hacerlo sin forzarlos?

Paula Fernández Gómez, Editor de Didactics de Babbel, la app diseñada para aprender idiomas, comenta que de acuerdo con los expertos la edad ideal para aprender un idioma es a partir de los 3 años, cuando la primera lengua ya ha ocupado un espacio prioritario en el cerebro.

“En la infancia el cerebro es como una esponja y éste es capaz de interiorizar un idioma nuevo de manera más natural. Por ejemplo, la adquisición de la pronunciación resulta más fácil en la infancia. En cuanto a los niños bilingües, los últimos estudios aconsejan que la inmersión lingüística sea inmediata ya que, por ejemplo, los bebés ya son capaces de diferenciar sonidos de diferentes idiomas de su entorno. Las familias que hablan distintos idiomas deben seguir la siguiente norma: un progenitor, una lengua”, asegura Paula Fernández.

Entonces… ¿Cuántos idiomas puede practicar un niño de manera simultánea? De acuerdo con los especialistas, el uso de varias lenguas simultáneas, conocido como multilingüismo, es enriquecedor, pues los pequeños pueden adaptarse sin importar que sean dos o tres idiomas; contrario a la teoría extendida en los años 90 donde se consideraba que provocaba retrasos en el lenguaje.

Investigaciones señalan que hablar múltiples idiomas tiene ventajas cognitivas en los niños multilingües, como ser más flexibles y creativos.

¿Qué podemos hacer los padres para ayudar a nuestros hijos a estudiar y practicar otro idioma? 

  1. Leerle un cuento, ponerle música, enseñarle rimas o hacer actividades de baile y movimiento en el idioma que está aprendiendo.
  2. Crear un grupo de juego en el idioma e invitar a otros niños y a sus padres, porque jugar con otros niños les motivará a querer seguir aprendiendo.
  3. Integrar un componente emocional, por ejemplo: “hablar con la abuela en portugués” o “con los primos de EE.UU. en inglés”.
  4. Durante el día a día integrar frases cortas. Por ejemplo, en las mañanas “Good morning” y a la hora de dormir “Good night, sleep well!”. Incluso, reservar un momento del día para hablar el idioma, es decir, que en el momento del baño o en la hora del desayuno sólo se hable en inglés, francés o el idioma que esté aprendiendo.

Uno de los principales obstáculos a los que nos enfrentamos al momento de practicar otro idioma es el miedo a equivocarnos, pues solemos sentir vergüenza de no pronunciar correctamente y que no nos entiendan, lo que provoca un bloqueo y no querer continuar con este aprendizaje. Lo importante es ayudar a nuestros hijos a reconocer que éste se reforzará únicamente con la práctica. La ventaja de aprender un lenguaje a edad temprana es que los niños suelen tener menor miedo a cometer fallas, permitiéndoles atreverse a hablar de manera más libre.

Otro de los retos al que nos enfrentaremos será dejar de “traducir” de nuestro idioma al que estamos aprendiendo, ya que debemos tratar de no reproducir las estructuras gramaticales y el vocabulario de nuestra lengua original.

Sobre Babbel:

-Surge en 2008 como una aplicación que combina tecnología innovadora con metodologías comprobadas para ayudar a las personas a aprender un nuevo idioma, basado en lo que ya saben de su propio idioma.

-Cuenta con más de 1,000,000 suscriptores que están aprendiendo 14 idiomas diferentes, del español al indonesio.

-Todo el contenido de aprendizaje de Babbel está diseñado por un equipo profesional de más de 150 lingüistas y profesores de idiomas.

-Las lecciones suelen durar unos 15 minutos y ofrecen temáticas diversas como negocios, viajes, cultura, gastronomía local y naturaleza, atendiendo a los diferentes campos de interés de cada alumno.

Te puede interesar: 5 formas de enseñar el valor del respeto a los niños.

Carmen Durán Carmen Durán (9 Posts)

Licenciada en Ciencias de la Comunicación con Maestría en Filosofía y Medios. Publirrelacionista de profesión, esposa y madre por elección. Me encanta compartir mis experiencias de esta aventura llamada vida, en la que combino mi día a día laboral con mi nueva faceta de madre. Escribir es una de mis pasiones, me declaro cinéfila, amante de la naturaleza y viajera incansable.


Share
Carmen Durán

Carmen Durán

Licenciada en Ciencias de la Comunicación con Maestría en Filosofía y Medios. Publirrelacionista de profesión, esposa y madre por elección. Me encanta compartir mis experiencias de esta aventura llamada vida, en la que combino mi día a día laboral con mi nueva faceta de madre. Escribir es una de mis pasiones, me declaro cinéfila, amante de la naturaleza y viajera incansable.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *