Connect with us

Inclusión laboral en México: Transformación y avances

Comunicados de Prensa

Inclusión laboral en México: Transformación y avances

En el país, más del 5% de la población vive con algún tipo de discapacidad. Estas personas enfrentan barreras significativas para integrarse a la fuerza laboral, no por falta de habilidad, sino por la falta de entornos adaptativos y políticas incluyentes. Sin embargo, el panorama está cambiando gracias a los esfuerzos del Consejo Mexicano de Negocios (CMN) a través de su iniciativa ¡Éntrale! 

A nivel global, las Personas con Discapacidad (PcD) enfrentan desafíos significativos que obstaculizan su plena participación en la sociedad, especialmente en el ámbito laboral. De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS), aproximadamente el 16% de la población mundial, equivalente a 1.300 millones de personas, es decir, 1 de cada 6 habitantes del planeta vive con alguna forma de discapacidad.

En México, las cifras del Censo de Población y Vivienda 2020 del INEGI revelan que cerca de 6 millones de personas viven con discapacidad, cerca de 14 millones viven con limitaciones en la actividad cotidiana y 2 millones con condiciones de salud mental. A pesar de los esfuerzos legislativos y de sensibilización, las PcD continúan enfrentando barreras que limitan su acceso al empleo. Aunque existen leyes y regulaciones para promover la igualdad de oportunidades laborales, menos del 40% de las personas con discapacidad en edad laboral tienen empleo en el país, según datos recientes.

Esta situación evidencia la persistente brecha en las oportunidades laborales para este sector de la población y destaca la necesidad urgente de abordar la discriminación, la falta de accesibilidad y la limitada conciencia sobre las capacidades de las PcD en el ámbito laboral mexicano. Conforme cifras de la Encuesta Nacional sobre Discriminación (ENADIS), 44.9% de las Personas con Discapacidad se han sentido discriminadas al buscar empleo y el 23,3% al interactuar con oficinas o servicios gubernamentales debido a prejuicios y estereotipos.

En este contexto en 2016, por iniciativa del Consejo Mexicano de Negocios (CMN), nació Éntrale | Alianza por la Inclusión Laboral de Personas con Discapacidad como una solución para eliminar las barreras a las que se enfrentan las empresas al momento de buscar trabajo. Lo que inició con 5 empresas como intercambio de mejores prácticas, hoy se conforma con más de 800 organizaciones dentro de la Alianza que participan creando políticas y procesos incluyentes. Esta iniciativa pionera en México se dedica a transformar de la mano del sector empresarial el panorama laboral para las PcD.

Éntrale ofrece soluciones y herramientas para facilitar la inclusión laboral, como programas de capacitación y concientización para empresas, herramientas de diagnóstico, portal de empleo especializado, así como asesoría y acompañamiento a empresas para implementar estrategias de inclusión efectivas y sostenibles.

Con las soluciones prácticas y herramientas innovadoras desarrolladas por Éntrale, las empresas no solo cumplen con un deber social, sino que también descubren el valor agregado de una fuerza laboral diversa e incluyente, que es clave para la innovación y el éxito de un México más incluyente. Un futuro donde cada talento, sin importar sus particularidades, no solo sea reconocido, sino también valorado y nutrido”, comparte Fernando Estrada Franco, director ejecutivo de Éntrale.

Una de estas herramientas que están transformando los procesos organizaciones de las empresas para así beneficiar a miles de Personas con Discapacidad y a sus familias, es el Índice de Inclusión Laboral de Personas con Discapacidad (IILPCD), una herramienta de autodiagnóstico desarrollada por Éntrale que ayuda a evaluar la inclusión dentro de una empresa que se enfoca en el reclutamiento y retención de PcD, políticas y desarrollo, liderazgo y comunicación, así como la accesibilidad, adaptación y seguridad en los entornos de trabajo.

El panorama laboral está cambiando. El crecimiento constante del número de empresas participantes demuestra cómo desde su lanzamiento en 2018 el IILPCD se ha establecido como una referencia clave para medir la inclusión dentro del tejido empresarial mexicano. La participación de las compañías más importantes del país en iniciativas como éstas, está redefiniendo el significado de la diversidad en nuestros lugares de trabajo”, explica el director ejecutivo de Éntrale.

¿Qué se ha logrado y cómo seguir transformando el panorama laboral?

A través de Éntrale, se ha logrado la contratación de más de 50 mil personas con discapacidad a nivel nacional, gracias al trabajo y compromiso de las 800 empresas aliadas quienes utilizan activamente herramientas generadas por la iniciativa como entrale.org que se destaca como la principal bolsa de trabajo especializada en PcD del país, así como las 26 herramientas de capacitación generadas logrando así más de 130 capacitaciones y más de 11 mil personas formadas solo en 2023.

Gracias al uso del IILPCD las organizaciones empresariales han mejorado sus prácticas de inclusión laboral, tan es así que, en 2023, se observaron avances notables, el 95% de las empresas participantes establecieron metas específicas de contratación, un aumento del 12% con respecto al año anterior. Por otro lado, el 88% de las empresas ha involucrado a miembros de la alta dirección en los comités de inclusión, esfuerzo que se traduce en un incremento considerable en la contratación de PcD aumentando su plantilla de este sector en un 30%. Todo esto gracias a que se ha promovido la inclusión y se ha capacitado para eliminar sesgos en todos los niveles de las compañías.

¿Qué sigue para continuar redefiniendo la inclusión labora en el país?

El IILPCD nos muestra como en los últimos años se ha avanzado mucho en inclusión laboral en México, sin embargo, aún persisten desafíos que requieren atención colectiva como sociedad. Para avanzar no basta con adoptar políticas internacionales sin antes conocer el contexto del país y los avances y esfuerzos de las empresas.

Desafíos como la deserción escolar, movilidad social y la accesibilidad en espacios y transporte público, han generado barreras para lograr esta inclusión. Por ello, es crucial trabajar de la mano, como sociedad, para sumar esfuerzos entre los sectores privado, público y social para así fortalecer las habilidades laborales de las PcD a través de la generación de políticas públicas y al mismo tiempo, impulsar la mejora continua de las empresas, enfocando esfuerzos en la capacitación para lograr un cambio cultural, el fortalecimiento de procesos internos y alcanzar de esta forma, accesibilidad total.

Esto, sin duda, implica acciones concretas y medidas innovadoras para beneficiar a todas las personas con discapacidad. La inclusión no debe ser solo una meta temporal, sino parte integral y permanente del sector empresarial. En conjunto se pueden construir entornos laborales donde existan espacios para que todas las personas prosperen para beneficiar a la sociedad.

 

More in Comunicados de Prensa

To Top